CATEDRALES. Faros del Arte

Majestuosos santuarios de la tradición, la ciencia y el talento. Edificadas con un arte casi ya olvidado y un genio más divino que humano. Obras muchas veces imposibles, lienzos donde aún es posible la magia de la luz. Un “argot” para el que ya no tenemos traducción.

Recintos en los que la emoción se desborda, un mar de sensaciones nos inspira fascinación, asombro, desconcierto por el conocimiento que demostraron aquellos que levantaron estos colosos pétreos. Nos hacemos mil preguntas tratando de descifrar los secretos que se imprimieron en sus paredes. Los colores espectrales de la policromía de sus vidrieras, el olor a incienso que se respira, las llamas de las velas que tintinean, la tenue iluminación y el silencio que nos rodea, hacen del recinto un espacio único, aislado del bullicio de las ciudades, un lugar para el recogimiento, la reflexión, la inspiración.

Una catedral es un templo cristiano, donde tiene sede o cátedra el obispo, siendo así la iglesia principal de cada diócesis.

SANTIAGO DE COMPOSTELA (Galicia)

Bernardo el Viejo y Roberto inician la construcción de esta catedral románica en el 1075 bajo el reinado de Alfonso VI. Tras diversos parones, es con el Maestro Mateo en 1168 que se termina aunque no es hasta 1211 cuando se consagra la Basílica con la colocación de los dinteles.

Acoge el que según la tradición es el sepulcro del Apóstol Santiago lo que la convierte en un destino de peregrinación de la Edad Media muy importante en Europa a través del llamado Camino de Santiago, una ruta iniciática en la que se seguía la estela de la Vía Láctea comunicando la península ibérica con el resto del continente. En la actualidad sigue siendo un importante destino de peregrinación. Un privilegio concedido en 1122 por el papa Calixto II declaró que serían «Año Santo» o «Año Jubilar» en Compostela todos los años en que el día 25 de julio, día de Santiago, coincidieran en domingo; este privilegio fue confirmado por el papa Alejandro III en su bula Regis aeterni en 1179.

Fue declarada Bien de Interés Cultural en 1896 y la ciudad vieja de Santiago de Compostela entorno a la catedral Patrimonio de la Humanidad en 1985. Es la obra más destacada del románico en España.

De entre todas las fachadas destaca “El Pórtico de la Gloria”, de estilo románico realizado por el maestro Mateo.

CATEDRAL DE BURGOS (Castilla-León)

Fue edificada sobre una catedral románica entre 1080 y 1095 en el espacio que ocupó el Palacio de los reyes de Castilla. Se trata de la primera catedral gótica de la península. Su construcción fue muy rápida, desde la primera piedra en 1221 hasta quedar dispuesta para el culto solo pasaron nueve años, aunque no es hasta 1260 cuando con la nave de crucero, las portadas y la nave central y laterales se consagró el templo. 39 años de construcción, un tiempo récord. Aunque hasta el siglo XVIII se sigue ampliando y enriqueciendo con nuevas construcciones (capillas, claustro, agujas, cimborrio…). Elementos del gótico flamígero dotan al edificio de un perfil inconfundible. En el interior se acumularon durante siglos todo tipo de obras de arte (retablos, pinturas, orfebrería…).

Fue declarada Monumento Nacional en 1885 y Patrimonio de la Humanidad en 1984 siendo la única catedral que tiene esta distinción de la UNESCO de forma independiente, sin estar unida al centro histórico de una ciudad o en compañía de otros edificios. Así mismo es el templo católico de mayor rango en Castilla-León ya que es el único que siendo catedral es a la vez basílica.

CATEDRAL METROPOLITANA DE SANTA MARÍA DE LA SEDE (Sevilla, Andalucía)

A fines del siglo XII el califa Abú Yugub Yusuf mandó construir la mezquita de la ciudad, es entonces cuando se convierte en la Giralda. A mediados del siglo XIII Fernando III de Castilla conquista la ciudad para los cristianos y la mezquita pasa a ser la iglesia catedral de Santa María. Hoy es el templo gótico más grande del mundo. De planta perfectamente rectangular posee una colección de más de 80 vitrales desde el siglo XIV al XX. Destacan también entre los tesoros del templo pinturas de artistas como Murillo o Zurbaran, entre otros.

Cuenta con diez puertas y desde las cubiertas del edificio se obtiene una panorámica única de Sevilla.

Es escenario de muchas tradiciones como la “Danza de los Seises” en la que un grupo de niños bailan delante del altar mayor, o las procesiones del día del Patrón, el de San Fernando o la de la Virgen de los Reyes.

Fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 1987 junto al Real Alcázar y el Archivo de Indias.

CATEDRAL DE LA ASUNCIÓN DE LA VIRGEN (Catedral nueva, Salamanca, Castilla-León)

Erigida en el siglo XVI y finalizada en 1733 por los Churriguera es una de las dos catedrales que posee Salamanca. Construida en principio en estilo tardogótico aunque con otros estilos posteriores como renacentista o barroco. Es de planta rectangular con tres naves y capillas hornacinas entre contrafuertes cubierta por bóvedas de crucería. Recibe la luz de casi un centenar de vidrieras de Flandes.

Es la segunda mayor de España y su campanario con 93 metros es de los más altos de España.

Se terminó de construir en 1733 pero sufrió los devastadores efectos del terremoto de Lisboa en 1755. Se tuvo que rehacer la cúpula y reforzar el campanario.

En 1887 es declarada Monumento Nacional y el 1999 Entorno de Protección.

NOTRE DAME (París, Francia)

Se encuentra en la Cité, núcleo del que nació París, y se construyó entre 1163 y 1245 sobre el solar de edificios anteriores, entre ellos un templo romano. Es una de las catedrales góticas más antiguas del mundo y está dedicada a María. Ha sido reformada, en multitud de ocasiones, la más importante a mediados del siglo XIX. Tiene dos torres de 69 metros a las que se accede subiendo 387 empinados escalones. La planta es de cruz latina orientada a occidente y en su interior destaca la luminosidad gracias a los amplios ventanales. Tiene cabida para más de 6000 fieles.

Desafortunadamente la tarde del 15 de Abril de este mismo año (2019) se inició un incendio en el tejado del edificio ocasionando daños considerables. La aguja de la catedral y la techumbre se desplomaron y el espacio interior, así como los rosetones quedaron seriamente dañados. El fuego pudo deberse a un descuido durante las obras que se estaban efectuando, aunque todavía se siguen investigando las causas.

CATEDRAL DE SAN JUSTO Y PASTOR (Narbona, Francia)

Su construcción comenzó en 1272 de la mano del maestro Deschamps. Es de estilo gótico y destacan sus torres como fortificaciones, cuyo conjunto sirvió efectivamente para la defensa de la ciudad en una época en la que las invasiones eran frecuentes. De esta forma, nacería como una especie de castillo o fortaleza, con el fin de defender el poder temporal de la iglesia. Sus vidrieras son de los siglos XIV y XV. Gracias a su gran diversidad arquitectónica podremos observar muestras del estilo carolingio, románico, gótico y renacentista.

Es la tercera más alta de Francia y está inacabada ya que se cesaron los trabajos de construcción en 1340.

CATEDRAL DE LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA (Chartres, Francia)

Un templo que esconde multitud de enigmas y misterios. De estilo gótico se erige como la más imponente de las catedrales europeas. Definida por el escultor Rodin como “un palacio de armonía, paz y silencio”. Se planeó como la imagen del paraíso en la tierra, la catedral perfecta. En su lugar existían dólmenes y un pozo sagrado que aun se conserva en la cripta. Se comenzó a construir en el siglo XIII y se terminó en 1260. Posee dos torres en la fachada principal, una de 106 metros y románica y otra de 115 metros y gótica. Se rodea de simbolismos, por ejemplo, está regida por el número áureo, en todas sus proporciones. Las distancias de sus pilares, la longitud de la nave y los cruceros son múltiplos de ese número. En el solsticio de verano tiene lugar un espectáculo prodigioso cuando la luz del sol ilumina una baldosa diferente al resto. Otro elemento mágico es su laberinto de 16 metros de diámetro de círculos concéntricos que simboliza la búsqueda interior hacia la esencia divina.

CATEDRAL DE COLONIA (Alemania)

Una joya gótica que tardó 632 años en construirse. A orillas del Rin, entre 1880 y 1884 fue considerado el edificio más alto del mundo, con sus 157,38 metros de altura y aun hoy es el edificio más alto del mundo de la arquitectura gótica.

Sobrevivió a los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial (se dice que le impactaron hasta 14 bombas). En su interior se encuentra un relicario (el más grande del mundo) que supuestamente contiene los restos de los tres Reyes Magos, lo que la convierte en un importante centro de peregrinación de Europa.

Fue clasificada por la UNESCO en 1996 como obra maestra europea de la arquitectura gótica por su importancia espiritual e histórico-cultural y declarada Patrimonio de la Humanidad.

Posee 12 campanas, cuatro de ellas medievales, entra ellas la llamada “Dreikönigengloche” o “Campana de los tres reyes” de 1418, o la “Der dicke Pitter” (Pedro el Gordo) que es la campana balanceante más grande del mundo y que sólo suena en ocasiones muy especiales.

Es una de las catedrales más majestuosas del mundo, se erige sobre maś de 100 pilares que sostienen su bóveda, iluminada por ventanas de cientos de colores.

 

Fulcanelli en su libro “El misterio de las catedrales” se refiere a ellas con estas palabras: “Santuario de la tradición, de la ciencia y del arte, la catedral gótica no debe ser contemplada como una obra únicamente dedicada a la gloria del cristianismo, sino más bien como una vasta concreción de ideas, de tendencias y de fe populares, como un todo perfecto al que podremos acudir para tratar de conocer el pensamiento de nuestros ancestros, sea en el campo religioso, laico, filosófico o social”.

Unas palabras que se ajustarían a cualquiera de estas maravillas de creación humana y de inspiración divina.

Grandes, muy grandes y colosales, de piedra, de madera, de lava, de pizarra, de granito, de ladrillo… enciclopedias del saber antiguo, lugares fuera del tiempo, eternas, imperturbables, y siempre hermosas.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

72 + = 78